jueves, 3 de noviembre de 2011

Lo tiran a la basura

Con vi­si­bles hue­llas de tor­tu­ra, el ti­ro de gra­cia y en­vuel­to en una bol­sa de plás­ti­co y una sá­ba­na blan­ca, fue en­con­tra­do es­ta ma­ña­na el ca­dá­ver de un hom­bre, de apro­xi­ma­da­men­te 30 años de edad.


Au­to­ri­da­des po­li­cia­cas in­for­ma­ron que aun­que por el mo­men­to se des­co­no­ce to­do lo re­la­cio­na­do con el ase­si­na­to de es­te hom­bre, ca­si tie­nen la cer­te­za de que por la "mar­ca de la ca­sa", po­si­ble­men­te fue ajus­ti­cia­do en una nue­va ven­gan­za de pre­sun­tos dis­tri­bui­do­res de dro­ga, si­tua­ción que, se­gún di­je­ron, ya es in­ves­ti­ga­da y es­pe­ran acla­rar.

El cuer­po de es­te hom­bre, has­ta el mo­men­to des­co­no­ci­do, fue en­con­tra­do mi­nu­tos an­tes del me­dio­día de hoy, ti­ra­do so­bre un te­rre­no que ve­ci­nos de la zo­na uti­li­zan co­mo ba­su­re­ro, ubi­ca­do en la es­qui­na del Pe­ri­fé­ri­co Nue­vo y la Ave­ni­da Pe­nón-Tex­co­co, a la al­tu­ra de la ca­lle de las Bás­cu­las, en la Co­lo­nia Ciu­dad La­go, en es­te mu­ni­ci­pio.

Un ve­ci­no que pre­ci­sa­men­te lle­gó al lu­gar pa­ra ti­rar su ba­su­ra, fue el en­car­ga­do de des­cu­brir el ma­ca­bro pa­que­te, pues al no­tar la pre­sen­cia de una enor­me y abul­ta­da bol­sa, lle­va­do por la cu­rio­si­dad se acer­có y la abrió pa­ra sa­ber qué con­te­nía y en ese mo­men­to gran­de fue su sor­pre­sa cuan­do se dio cuen­ta que se tra­ta­ba del cuer­po sin vi­da de un hom­bre.

An­te tal si­tua­ción, el es­pan­ta­do hom­bre de in­me­dia­to dio par­te a las au­to­ri­da­des po­li­cia­cas, por lo que mi­nu­tos más tar­de lle­ga­ron al lu­gar ele­men­tos de la Po­li­cía Mu­ni­ci­pal, quie­nes al co­rro­bo­rar que di­cha bol­sa de plás­ti­co es­con­día el ca­dá­ver de un su­je­to, de in­me­dia­to acor­do­na­ron to­da la zo­na y pi­die­ron la in­ter­ven­ción del mi­nis­te­rio pú­bli­co pa­ra que die­ron fe de los he­chos.

A sim­ple vis­ta se le apre­cia­ron hue­llas de vio­len­cia al y el ti­ro de gra­cia al cuerpo, por lo que se pre­su­me que fue una ven­gan­za de pre­sun­tos dis­tri­bui­do­res de dro­ga.

El MP re­fi­rió que por lo que se pu­do apre­ciar en el lu­gar, al pa­re­cer el des­co­no­ci­do fue ase­si­na­do en otra zo­na y su o sus ver­du­gos lle­ga­ron a la zo­na del ha­llaz­go, se­gu­ra­men­te la ma­dru­ga­da de hoy -miér­co­les-, pa­ra arro­jar el cuer­po des­de un au­to en mar­cha y en­se­gui­da se die­ron a la fu­ga, sin que na­die se ha­ya per­ca­ta­do de su pre­sen­cia.

Po­li­cías mi­nis­te­ria­les in­for­ma­ron que a pe­sar de que exis­ten evi­den­cias de que es­te su­je­to fue ase­si­na­do en una cla­ra ven­gan­za de in­te­gran­tes del cri­men or­ga­ni­za­do, só­lo es­pe­ran a que sea iden­ti­fi­ca­do pa­ra pro­fun­di­zar en sus in­ves­ti­ga­cio­nes y es­ta­ble­cer con exac­ti­tud cuál fue el mó­vil del cri­men y lo­grar la iden­ti­fi­ca­ción y cap­tu­ra de los res­pon­sa­bles.


Imprimir

No hay comentarios:

Publicar un comentario