jueves, 30 de diciembre de 2010

Liberan a dos plagiados frente a delegación policiaca de Nuevo León

Gracias a una denuncia anónima, los militares arribaron de manera sigilosa al sitio ubicado en la avenida Aztlán en su cruce con la calle Apolo, en la colonia San Bernabé, en Monterrey, asegurando dos camionetas y siete armas largas.
Los soldados arribaron y prácticamente "reventaron" el lugar al tumbar la puerta principal de acceso del negocio "Hospedaje Express" marcado con el número 9292, en dicha avenida.
Según las primeras indagaciones, las autoridades llegaron al lugar logrando la detención de varios sujetos que tenían privadas de la libertad a dos personas en la habitación número 14 de dicho hotel.
Uno a uno fueron revisados los cuartos de este hotel, en donde se encontraban también algunas parejas que al parecer, nada tenían que ver en el asunto.
De todas maneras fueron interrogadas y tras comprobar que eran ajenas a los secuestradores, salieron poco a poco.
También en el sitio fueron aseguradas dos camionetas al parecer de los presuntos culpables del mencionado ilícito, siendo una de ellas una Lobo en color negro y una Cherokee blanca, además de cuatro metralletas AR-1y y tres AK-47 conocidas como "cuerno de chivo".
Hasta el lugar llegó también personal de la Agencia Estatal de Investigaciones y dos agentes del Ministerio Público, unió del fuero común y otro del federal, para dar fe de los hechos.
Fuentes extraoficiales revelaron que el hombre, de unos 48 años de edad, fue secuestrado desde hace cuatro días y la dama apenas este jueves.
Se logró saber también que los detenidos aseguraron pertenecer a un grupo delictivo que opera en Nuevo León y que se dedica al secuestro y extorsión, según trascendió.


No hay comentarios:

Publicar un comentario